Archivo | marzo 2013

Comienzan las Vacaciones de Semana Santa

Bueno, pues ya llegó el día! Viernes y los peques acaban el cole… Vacaciones de Semana Santa y toca disfrutar de ellos! Han sido unas ultimas semanas de mucha actividad, intentando dejar el máximo de cosas atadas y la verdad es que estoy agotada! Me voy a tomar estos días de descanso de en el blog pues a parte de estar con ellos en casa y de tener que hacer planes sin descanso, también haremos alguna escapada en familia. Aunque no os preocupéis, seguiré cocinando y haciendo mis fotos a recetitas nuevas y a la receta que estoy preparando para el nuevo número  de la revista Cuquin Magazine…además de alguna más, para otras colaboraciones de las que ya os iré hablando más adelante (todavía no puedo contar nada, jajajaj!).

Vacaciones Semana Santa

Normalmente en Semana Santa, solemos irnos al Puerto (Cádiz) a casa de mis padres a pasarlas en familia disfrutando de la playita durante el día y del ambiente de procesiones por las tardes, pero como la Primera Comunión de Flavia está a la vuelta de la esquina, este año nos quedamos aquí en Sitges pues mis padres subirán pronto!

Así es que estos días aprovecharé para ir a comprar verduras frescas a las huertas de la zona….Disfrutaré de la entrada de la primavera paseando con los peques por el campo con todos los árboles frutales en flor…. Haremos un picnic en la playa si nos hace algún día bueno…. Organizaré una cena con amigos en casa… Y aprovecharé para leer un buen libro, alguna revista atrasada y hacer alguna siesta… Cuántos planes!… Y deseando hacerlos todos!!!

Vacaciones Semana Santa

Recordad, que podéis seguir visitando el blog y todas las recetas que más os gustan! Además puedes visitar mis fotos favoritas en mi perfil de Pinterest, donde voy coleccionando ideas que me inspiran, seguro que mas de una os hará soñar! Y a través de Instagram iré colgando y compartiendo las fotos de mi día a día, así seguiremos en contacto!

Nos vemos después de las vacaciones, espero que disfrutéis a tope y que hagáis todo aquello que os haga felices! Muchos besitos a tod@s!!!

Anuncios

Saquitos Sorpresa de Pasta Filo

Saquitos de Pasta Filo

Sorpresa, sorpresa…!!!!! Hacía días que tenía esta recetita preparada para traerla, la vi en una revista francesa y me quedé enamorada desde el primer momento, pensé la pruebo y si me gusta, os la traigo a vosotros! Et voilà, aquí la tenéis pues está buenísima, en casa nos ha gustado de verdad, la adopto para mi recetario habitual además de que será un comodín que utilizaré para estos días de fiesta que se avecinan en los que tengo un par de cenas en casa con amigos, así que ya sabéis, una idea nueva, fácil y deliciosa….vamos, lo que nos gusta, verdad?

No me puedo creer lo rápido que pasa el tiempo, pero si ya estamos casi en Semana Santa, otra vez vacaciones de cole y los peques en casa … no, no penséis que no me hace ilusión, que me hace mucha!!! Pero es que es tan pronto este año, que casi no me ha dado tiempo ni a darme cuenta! La verdad es que nos pilla que ni hemos organizado nada de lo que haremos estos días, pero me da la impresión que iremos sobre la marcha…que también apetece! Ahora que los peques van siendo mayores, este tipo de planes sin-planes, funciona genial y hasta les hace ilusión la sorpresa de ir sobre la marcha!

Saquitos de Pasta Filo

Saquitos Pasta Filo

Bueno, aunque no es un paso-a-paso propiamente, os he traído tantas fotos del montaje, que creo que no tendréis ningún problema a la hora de poneros a ello! Me encanta utilizar la pasta filo, es un gustazo una vez horneada, lo crujiente que queda y lo bien que casa con los sabores de cualquier ingrediente que le pongas. Os contaré algo sobre ella, es una masa o pasta blanda, fina y transparente como una hoja de papel, elaborada con harina común, aceite, sal y agua. Sabemos que es de origen griego y se utiliza en especial en la cocina griega y árabe, para repostería y rellena de preparaciones saladas. Puede comprarse o elaborarse de forma casera y se preserva hasta un año congelada, yo la he comprado en un puesto del mercado de Sitges, así que seguro no tendréis problemas para encontrarla.

Una cosa importante a tener en cuenta cuando la trabajamos es que  no debe estar nunca o lo menos posible, expuesta al aire mientras no se trabaja con ella, lo que debe hacerse con mucha rapidez y hay que cubrirla siempre con un paño o servilleta.Es importante poner capas ligeras de mantequilla derretida o de aceite cuando se empieza a preparar para rellenar, de esta forma estará más maleable. Y para que la masa filo no se humedezca y quede cruda en el interior, los rellenos deben ser bastante secos.

Saquitos de Pasta Filo

Saquitos de Pasta Filo

La verdad es que se preparan en un momento y en el horno después es también poco tiempo, así es que comodísimo! Además, como me sobraron bastantes hojas de pasta filo, se me están ocurriendo un montón de recetitas ricas….unas saladas y muchas dulces, como esta que publicó esta semana pasada mi amiga Luisa de Cocinando con mi Carmela. Ya os iré contando!!

Saquitos de Pasta Filo con Peras y Rulo de Cabra

Ingredientes (para 4 personas):

  • 4 rodajas de queso rulo de cabra
  • 2 peras Conferencia grandes
  • 4-8 hojas de Pasta Filo
  • 2 cucharadas aceite oliva suave
  • 1 ramita de romero
  • 4 cucharaditas de miel de flores
  • sal y pimienta a gusto

Preparación:

Comenzamos precalentando el horno a 180º. Lavamos las hojitas de romero y las peras, a continuación cortamos estas ultimas a rodajas de 1 cm de grosor y descorazonamos. Preparamos las hojas de pasta filo que previamente habremos sacado de la nevera 3 horas antes sin abrir el envase (para que no se nos resequen). Las iremos extendiendo y untando con un pincel de cocina con un poco de aceite para que estén más manejables. Colocamos la primera rodaja de pera (la más ancha) y salamos un poco. Seguidamente ponemos la rodaja de queso de cabra con una pizca de sal, pimienta recién molida y unos trocitos de hojitas de romero. A continuación, verteremos un poco de miel en el centro y pondremos la segunda rodaja de pera encima.

Ya solo nos queda cerrar nuestro saquito con cuidado para que no se nos rompa, todo este proceso hay que intentar hacerlo en la mayor brevedad posible para que no se nos seque demasiado la pasta. Poco a poco lo vamos levantando y cubriendo el relleno y seguidamente lo atamos con un pequeño trozo de rafia o con un cebollino. Si nos ha sobrado mucha pasta por arriba y no nos queda bonito, podemos recortar con unas tijeras y darle la forma y longitud que mas nos guste. Una vez tengamos todos los saquitos listos los pondremos en una bandeja de horno cubierta con un papel sulfurado y al horno durante unos 15 minutos y hasta que veáis que la pasta está lo suficientemente dorada en su parte alta.

Estos saquitos están deliciosos calentitos o cuando aún están tibios y podéis servirlos con una ensalada mezclum aliñada con aceite de oliva y vinagre balsámico. Ya me contaréis que os ha parecido!!

Saquitos de Pasta Filo

Pastel de Acelgas con Salsa

Pastel de Acelgas

Por fin estoy aquí, están siendo unas semanas muy intensas, con muchas cosas encima de la mesa, muchas decisiones y nuevos proyectos y la verdad es que ya no sé de dónde rascar los minutos para sentarme aquí tranquila, a preparar mis fotos, a montar mis posts…a ir a visitar a amigos en sus blogs y a charlar un ratito con vosotros. Mucha intensidad, pero estoy contenta, pienso que todo lo que nos está viniendo es para bien, miro al futuro con bastante ilusión y me muero de ganas de contaros cositas…en cuanto todo se vaya confirmando, os iré contando…lo prometo!

Pastel de Acelgas

No os cuento el poco tiempo que estoy teniendo para cocinar lo que no son las comidas y cenas de cada día de mis peques….. pues sí, ellos vienen cada día del cole a comer a casa, os podéis imaginar mi contra-reloj….es de locos! Pero reconozco que me encanta, me cuentan sus cosas, están más relajados y nos da tiempo para adelantar deberes, pues las tardes las tenemos a tope con extraescolares. Justo este fin de semana tuvimos campeonato de Patinaje Artístico de Cintia (la mediana) y estamos encantados pues ha pasado a la final!!!!

Así es que, volviendo al tema cocina….a grandes males, grandes soluciones…os traigo una recetita fácil, rica y muy sana que preparo muchos días en casa para comer como primer plato, aprovechando que Flavia (la mayor y una devoradora de todo tipo de verdura) me la pidió para comer la semana pasada, le hice unas fotos y aquí os la traigo. Tengo que reconocer que las acelgas eran de lujo, recién traídas del huerto…así que en un momento de fascinación por ellas…me he recreado con las fotos de bodegón, jajajja! Espero que os gusten…A mi me ha encantado jugar con mi cámara y sacarles su lado más atractivo!!

Pastel de Acelgas

Pastel de Acelgas

Detrás de casa tenemos una zona preciosa de campos, huertas, masias e incluso el “Autódromo de Terramar ” una joya viva, el único autódromo completo y en estado original que queda en el mundo, donde condujo Nuvolari y para los que desconocéis de ese mundillo os diré que  donde se rodó parte de la película “Dos Metros Sobre el Cielo” y donde se han hecho documentales alucinantes, es una pena que casi nadie lo sabe y es uno de los tesoros del automovilismo de velocidad (una de las pasiones de mi marido). A nosotros por las tardes muchos fines de semana, nos encanta pasear por sus alrededores, pues dependiendo de la temporada te encuentras las zarzamoras repletas de moras listas para coger y elaborar deliciosas Mermeladas, o te puedes encontrar como es el caso estos días, cientos de almendros en flor que te enamoran! Aquí os he traído un par de fotos que hice paseando justamente por donde os digo, a la hora de la puesta de sol….una tarde deliciosa en familia!

 Pastel de Acelgas

Pastel de Acelgas

En casa las verduras no fallan, os lo he dicho en muchas ocasiones, he acostumbrado a los peques a comerlas desde bien pequeños y tengo que reconocer, que las comen todas y las disfrutan casi todas, lo cual es todo un logro cuyo mérito es enteramente suyo pues a pesar de no gustarles demasiado al principio, se las terminaban comiendo sin demasiada guerra, son unos cracks!  A mi me encantan en todas sus formas y estoy muy acostumbrada a comerlas como primer plato en casi todas las comidas. Este pastel de acelgas era uno de mis platos preferidos cuando yo era pequeña. Mi mami lo prepara en casa desde siempre, me encanta su sencillez y el delicioso sabor que le aporta su salsa. Es tan sencillo que lo adoptarás como un clásico en casa, seguro!

En este plato, la acelga es el ingrediente estrella, es cierto que hay quien no le gusta, pero preparada de esta sencilla forma, ya veréis que la mezcla de la acelga con la patata y la suavidad de la salsa, hacen que toda la textura del pastel, se funda en tu boca y se suavicen los sabores. Bueno, probadla y si no ya me contaréis!!

Pastel de Acelgas

Pastel de Acelgas con Salsa

Ingredientes (para molde redondo de 18 cm):

  • 1 kg de patatas de calidad 
  • 400 gr de hojas de acelgas frescas
  • 2 dientes de ajo
  • 50 ml. Aceite de oliva + aceite para sofreír las acelgas.
  • Una hoja de laurel
  • 30 gr. de harina
  • 400 ml. de caldo (puede ser de verduras o de ave, va a gustos)

Preparación:

Comenzamos poniendo las patatas a cocer en abundante agua con sal hasta que estén tiernas, pero no se nos deshagan. Las escurrimos, dejamos que enfríen un poco, las pelamos y reservamos. Ponemos también las acelgas en agua hirviendo con sal, pero solo unos 4 ó 5 minutos, queremos que nos queden un poco “al dente”, escurrimos y reservamos también (no tiréis ese agua de acelgas, es fantástica para regar las plantas verdes de la casa!).

En una sartén ponemos un fondito de aceite y freímos un ajo picadito a fuego medio, una vez empiezan a dorar añadimos las acelgas y sofreímos durante unos minutos, corregimos de sal a gusto y reservamos.

Vamos ahora con el montaje del plato, untamos un cuenco o bol  con un poco de aceite para que nos sea después más fácil desmoldar nuestro pastel. Colocamos encima nuestro pasapurés y  vamos pasando las patatas, a medida que el puré va cayendo al cuenco, con las manos algo humedecidas para que no se nos pegue, lo vamos colocando y aplastando suavemente, forrando todo el fondo con un grosor de aproximadamente dos centímetros y las paredes con un centímetro de puré. A continuación volcamos las acelgas bien esparcidas y seguimos pasando las patatas por el pasapurés, para terminar de “tapar” el plato. Ya tenemos el pastel listo, solo nos queda elaborar la salsa, que son 3 minutos!

En un cazo pequeño, pondremos el aceite, freímos un par de dientes de ajo (si son pequeños, o uno grande)  y la hojita de laurel, una vez empieza a dorar, añadimos la harina, sofreímos para que nuestra salsa no sepa a harina cruda y a continuación comenzamos a añadir el caldo poco a poco, como si de una bechamel se tratara. Removiendo continuamente sin dejar de añadir caldo. Si vemos que se nos espesa demasiado, podemos añadirle caldo hasta encontrar la textura deseada. Salpimentamos a gusto y ya estará lista!

Desmoldamos el pastel para presentar, pondremos la salsa en una salserita y servimos. Espero que os guste!!

Pastel de Acelgas